sábado, 6 de junio de 2015

ELDA - Despedida al santo con honores

Despedida al santo con honores Los festeros sacaron fuerzas, después de cinco jornadas de intensa celebración, para honrar al patrón de los Moros y Cristianos MARIVÍ PARDO 02.06.2015 | 01:31 Solemnidad en la procesión a San Antón. Solemnidad en la procesión a San Antón. CARLOS RODRÍGUEZ Fotos de la noticia La comparsa Huestes del Cadí portó a San Antón por las calles de la ciudad. Elda se despidió ayer de sus fiestas de Moros y Cristianos con la procesión en honor a San Antón. Han sido cinco días de intensa actividad, y el cansancio se reflejaba en los rostros de muchos festeros. Cualquier escalera o murete era adecuado para descansar los pies antes de formar. Pero, al escuchar los acordes de las marchas, un último esfuerzo les llevo a no desfallecer a la hora de rendir un merecido homenaje con todos los honores al patrón de sus fiestas. Las campanas de Santa Ana comenzaron a tañer minutos antes de las18,30 de la tarde, justo cuando la comparsa de Zíngaros se preparó para iniciar la procesión. Su fanfarria -compuesta de instrumentos de cuerda y viento así como panderetas- fue la encargada de acompañar a sus capitanes. Con la misma puntualidad que los otros actos del guión de fiestas, a las 18.30 horas, según lo previsto, se inició la procesión, que abrió la cruz de guía portada por integrantes de la comparsas Huestes de Cadí, seguida de los Embajadores Moro y Cristiano, Damián Varea e Isidro Juan Gallardo así como los estandartes de las nueve comparsas. La seriedad y la solemnidad del acto impregnó las calles del recorrido: San Francisco, Pedrito Rico, Antonino Vera, Pemán, Dahellos, Ortega Gasset, Nueva y Colón. Con la imagen del Santo ya preparada a las puertas de la Iglesia de Santa Ana, escoltada por una escuadra de Huestes del Cadí, comparsa encargada este año de portar el trono del patrón de las fiestas, el bando cristiano fue el primero procesionar. Una a una todas las escuadras, capitanes y abanderadas salieron a acompañar a la imagen del santo. Zíngaros, Contrabandistas, Cristianos, Piratas y Estudiantes, con ese orden participaron en el acompañamiento del santo. Por el bando moro, abrieron la procesión los Moros Realistas, seguidos de los Musulmanes, los Marroquíes al ritmo de las sobrias marchas interpretadas por las bandas de música, en señal de respeto a su patrón. A las ocho y media de la tarde, las campanas de San Ana volvieron a repicar. Era el turno de San Antón. Los comparsistas de Las Huestes del Cadí lo levantaron a hombros y, entre aplausos, bajaron el trono por las escalinatas de la Iglesia. A su paso por las calles, miles de eldenses aplaudieron el paso de la imagen de sus Moros y Cristianos. Los «vivas» al Santo se sucedían en cada esquina. Escoltado por los socios de «Las Huestes», la talla del anacoreta recibió el cariño de los eldenses. Cerraron el acto, los presidentes de las comparsas, miembros de la Junta Central y su presidente, Pedro García, la presidenta de la Mayordomía, Liliana Capó, los curas párrocos de la ciudad, la alcaldesa, Adela Pedrosa, el concejal de Fiestas, Fran Muñoz y la Agrupación Santa Cecilia de Elda. Tras el recorrido volvió a la plaza de Santa Ana, para ser recibido por una palmera de fuegos artificiales antes de ser trasladado a su ermita. Allí, subió, de nuevo, las escalinatas del templo y esperó a que las capitanías formarán para iniciar el camino. (NOTICIA Y FOTO PUBLICADA POR EL DIARIO INFORMACIÓN)

No hay comentarios:

Publicar un comentario