lunes, 18 de mayo de 2015

PETRER - La fiesta estalla con la Bajada del Santo

Petrer La fiesta estalla con la Bajada del Santo La previsión es que en las celebraciones de Moros y Cristianos de este año se disparen 1.700 kilos de pólvora MARIVÍ PARDO 16.05.2015 | 02:56 La fiesta estalla con la Bajada del Santo La fiesta estalla con la Bajada del Santo Fotos de la noticia Los embajadores estrenaron trajes en un intento de engrandecer la representación histórica del parlamento antes de la batalla. La fiesta de Petrer estalló ayer en toda su intensidad con la llegada del patrón a la iglesia de San Bartolomé, en el centro histórico de la localidad. Vítores, cantos y aplausos abrieron el paso del santo, que llegó desde la ermita con su tradicional palmera, que regaló el 13 de Mayo la familia Román. Antes de entrar al templo, donde presidiría los Moros y Cristianos, dio dos vueltas a la plaza. Así, un año más se cumplió la tradición. La Bajada del Santo comenzó, tal y como establece el orden de festejos, a las diez de la mañana. Tras una noche intensa –después de la Retreta y la interpretación del emotivo pasodoble «Petrel», que se escuchó en la noche del jueves– los arcabuces despertaron a la población. La pequeñas rodelas frente a sus capitanes hacían las tradicionales evoluciones en el camino que les llevaba a la ermita. Se vivieron momentos de emoción entre estos cargos festeros, que iniciaron así sus días más deseados y para los que llevaban preparándose más de un año. Las diez comparsas: Beduinos, Berberiscos, Moros Nuevos, Moros Viejos, Fronterizos, Labradores, Flamencos, Estudiantes, Vizcaínos y Marinos acompañaron en el itinerario del traslado del patrón de Petrer. Embajada y Guerrilla Por la tarde, también la arcabucería fue la encargada de anunciar la llegada de la Embajada. La comparsa de Estudiantes, que ostentó la Media Fiesta fue la encargada de abrir la Guerrilla y la Estafeta. En total, en los Moros y Cristianos de Petrer está previsto que se disparen 1.700 kilos de pólvora. Cada año, desde la Unión de Festejos se intenta engrandecer uno de los actos de mayor arraigo histórico como es el parlamento entre el embajador moro y el cristiano. Así, en estas fiestas estrenaron trajes. El bando de la media luna logró rendir la fortaleza, que estaba en manos cristianas. En ella, ondearán las enseñas de las comparsas moras hasta que el próximo lunes, las huestes cristianas arrebaten las almenas al jefe de la plaza. Para estas fiestas, que este fin de semana se espera multitud de público, se ha preparado un amplio dispositivo de seguridad. Unos 60 agentes de la Policía Nacional participarán en el operativo, además de la Policía Local de Petrer, que destina 50 agentes. Por su parte, como apoyo, Protección Civil aporta 60 voluntarios y Cruz Roja 40 más. (NOTICIA Y FOTOS PUBLICADAS POR EL DIARIO INFORMACIÓN)

No hay comentarios:

Publicar un comentario